jueves, 14 de mayo de 2015

Un amigo ha muerto en Argelia

Un amigo ha muerto en Argelia
DARIELA AQUIQUE LUNA | La Habana | 14 Mayo 2015 - 7:49 am.

Fue uno de los tres fallecidos del personal médico cubano. La prensa
nacional no ha hablado de su muerte ni de la de otros cubanos que
pierden sus vidas en tales misiones.

Sábado tarde en la noche, suena el teléfono y del otro lado del
auricular un amigo me hace saber de la muerte de otro amigo mucho más
entrañable. Él apenas tiene elementos de lo ocurrido, solo una noticia
en algún sitio de internet, cotejada con el dato de que nuestro camarada
estaba en aquel lugar.

Inmediatamente busqué en la base de datos de ETECSA algún teléfono de
los parientes para saber si se trataba de él. Al fin un número, era su
hermana y sentí ese frío en el pecho, esa tristeza. Mi amigo murió.

La familia sabía (aún sabe) tanto como yo. En la tarde llegó un carro
del Ministerio de Salud a informarles que su familiar había fallecido en
Argelia a causa de un escape de gas al apagarse la llama de la estufa
(al menos esa es la versión). Acompañado de frases hechas y de un
sentido pésame…

Estuve hasta hoy revisando todos los medios oficiales. Esperando alguna
reseña en el noticiero televisivo. Nada. Salvo para la familia y los
cercanos que lo supimos por las notas en Facebook, El Nuevo Herald, Café
Fuerte o Diario de Cuba, la muerte de tres médicos cubanos en la ciudad
de Al Bayad, al sureste de Argelia, ha sido anónima.

Es alarmante la cifra de profesionales cubanos fallecidos en las
misiones y las colaboraciones médicas y de otro tipo, que acontecen
todos los años. Accidentes ocurridos en zonas de difícil acceso, muerte
por enfermedades, atentados, secuestros y circunstancias no
esclarecidas… Pero de esto la población cubana no se entera, solo
comentarios aislados de los que son próximos a las víctimas.

Miles de profesionales cubanos han ido a encontrar la muerte en lejanos
parajes, en tierras extrañas. En nombre de ir a salvar vidas han dejado
la suya en el propósito.

Ni siquiera sé qué día exactamente murieron. Diferentes agencias dieron
la noticia con fecha 9 de mayo y decía que dos médicos y una enfermera
cubanos fueron hallados muertos esa semana.

Como ironía del destino, por esos días andaba de visita el señor Raúl
Castro por Argelia; fue con su comitiva a revalidar sus buenas
relaciones con Abdelaziz Bouteflika, y a que sus funcionarios firmaran
nuevos acuerdos en medicina, industria farmacéutica y biotecnología para
sumar nuevos números a los 900 profesionales cubanos, entre técnicos y
médicos que trabajan en el país africano a través de contratos de
"colaboración" entre los dos gobiernos.

Mucha cobertura tuvo esta visita en los medios nacionales: fotos de Raúl
y videos de Raúl en Argelia. Sin embargo, un enorme silencio sobre
aquellos dos médicos y aquella enfermera que trabajaban desde el pasado
agosto en el hospital público Mohamed Budiaf, de la citada localidad.

La agencia de noticias APS anunciaba que la policía argelina había
iniciado una investigación exhaustiva para conocer las circunstancias de
la muerte de los tres profesionales cubanos presuntamente fallecidos a
causa de una inhalación de gases.

Un portavoz del hospital reveló que se trataba de un radiólogo de 50
años, un ginecólogo de 34 y una enfermera de 33. De estos últimos nada
sé, ni siquiera sus nombres.

Pero el radiólogo era mi amigo, se llamaba Fernando Aladro Hernández,
era Libra como yo y en octubre cumplía los 50. Le gustaba el jazz, la
música brasileña y tenía todos los discos de Barbra Streissand. Era un
lector empedernido, adoraba el final de Cien años de soledad y las
novelas de Milan Kundera. Una vez hizo una reproducción excelente del
Guernica, le gustaba la pintura de Dalí y de Joaquin Sorolla. Fue actor
de teatro aficionado y cuando quiso abandonar la medicina y subir a las
tablas, el Ministerio de Salud no le liberó y el de Cultura prohibía
contratar a profesionales de sectores estratégicos como la medicina.

Era santiaguero, pero se fue a vivir a La Habana hace unos años. Era un
buen médico y un buen tipo. Tenía ya 26 años de trabajo y estaba
contento porque esta era su tercera misión internacionalista y ya tenía
un buen lugar en el escalafón para que le dieran una casa. Murió un día
de mayo en un lugar de Argelia.

Source: Un amigo ha muerto en Argelia | Diario de Cuba -
http://www.diariodecuba.com/cuba/1431554746_14552.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario