jueves, 5 de noviembre de 2015

Productos caducados en CUC, otro negocio contra la salud y el bolsillo del cubano

Productos caducados en CUC, otro negocio contra la salud y el bolsillo
del cubano
ADRIANA ZAMORA | La Habana | 4 Nov 2015 - 6:05 pm.

'Los administradores saben que el producto está vencido', dice un
empleado. Pero 'pocos clientes se fijan' y muchos empaquetados no
incluyen la información.

Interior del centro comercial Plaza Carlos III, de La Habana.
Mileydis compró en el mercado de Carlos III un paquetico de queso
lasqueado. "Era de esos que vienen sellados de fábrica, con el mismo
peso y es mismo precio, exactamente iguales", cuenta. "Era un queso
gouda marca Polka y costaba 2 CUC".

Cuando abrió el paquete, Mileydis notó que el queso olía "raro" y cuando
lo probó estaba amargo. "Enseguida llamé a mi amiga Kirenia, que había
comprado uno igual, pero el de ella estaba bueno. Eso sí, ninguno de los
dos tenía fecha de vencimiento en la etiqueta".

Nelson, quien ha trabajado durante años vendiendo alimentos en la cadena
de tiendas Panamericanas, asegura que "la gente se fija mucho en los
precios alterados porque cree que en ese aspecto es donde los
dependientes tienen su ganancia mayor".

Sin embargo, "yo creo que se gana más especulando con la fecha de
vencimiento de los productos", advierte.

Según Nelson, está establecido que los productos tengan varias rebajas a
medida que se acerca su fecha de caducidad. "Pero eso casi nadie lo
cumple", asevera. "La mayoría de los productos se vienen a rebajar
cuando quedan un par de meses para que venzan, y algunos ni así".

"He visto productos que se venden ya cumplida su fecha de caducidad,
aunque últimamente hay más control con eso", agrega.

Miguel, también dependiente de un mercado en divisas, comenta: "Pocos
clientes se fijan en la caducidad del producto, no hay cultura de eso.
Es raro que alguien me pregunte y eso mismo debe pasar en todas las
tiendas".

"Como el cliente no está al tanto, ahí aprovecha el vendedor para
inventar con el precio del producto", coincide.

No solo los alimentos son usados para este tipo de especulación.
Maritza, costurera, cuenta que en las tiendas venden "montones" de ropa
con la tela "podrida".

"Mi esposo me compró una blusa que se rompió la primera vez que me la
puse. Yo ya me había dado cuenta de que la tela estaba mala, pero no
quise decírselo para que no se sintiera mal. Los hombres no saben mucho
de calidad de las telas, pero esa blusa seguro llevaba milenios en un
almacén húmedo".

La propia Mileydis dice no comprar nunca zapatos en tiendas. "Cuando lo
he hecho, me han salido malísimos: lo mismo se descascaran que se
despegan", asegura. "No sé si ahora pasa lo mismo, porque llevo años
usando zapatos de feria o los que me manda mi familia de afuera".

Nelson no duda de que se vendan otros productos en mal estado en las
tiendas en divisa, pero su preocupación mayor son los alimentos. "Un
zapato en mal estado se lamenta sobre todo por la pérdida del dinero,
pero la comida es otra cosa. Estamos hablando de un producto que puede
afectar la salud y hasta la vida de las personas, no solo el bolsillo".

Por otra parte, tampoco hay cultura de la queja. Mileydis no regresó a
la tienda con el queso en mal estado porque "total, en ningún
establecimiento aceptan devoluciones".

"La única solución para este problema es que el cliente exija la fecha
de caducidad al comprar en producto y, si no tiene, que no lo compre",
opina Nelson. "Claro, también se puede devolver el producto en mal
estado y quejarse, aunque no se acepten cambios ni reintegren el dinero".

Para Nelson, el problema va más allá de los dependientes y no se
resolverá a menos que los compradores presionen al vendedor.

"Si la gente protestara, la administración estaría obligada a seguir la
normas para evitar un 'explote'. Porque no hay que ser ingenuo: los
administradores saben que el producto está caduco. Muchas veces son
ellos mismos los que reportan el producto como rebajado cuando en
realidad lo siguen vendiendo al mismo precio y, claro, se quedan con la
diferencia", dice. "En la tienda todo el mundo gana, el que pierde
siempre es el cliente".

Source: Productos caducados en CUC, otro negocio contra la salud y el
bolsillo del cubano | Diario de Cuba -
http://www.diariodecuba.com/cuba/1446653108_17885.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario